Isaac Asimov

Santuarios de Isaac Asimov

El espacio es una habitación pequeña, equipada con mobiliario de oficina de los 60´. Mesa y archivadores metálicos y silla de respaldo bajo.

Ausencia absoluta de decoración y de libros. Tan solo una mesa lateral, un poco más alta que parece servir de apoyo a la lectura.

Una máquina de escribir de color verde aporta la única nota de color, en un ambiente de predominio de grises y blancos.

El habitáculo no parece el más indicado para proyectar la fantasía, pero sí para inspirar el ambiente hermético y frío de la ciencia ficción.

 

Asimov en su casa de West Newton en 1969.

 

Isaac Asimov (1920, Petróvichi – 1992, Nueva York)

Fue un escritor y bioquímico estadounidense, conocido por sus numerosas obras de ciencia ficción y divulgación científica. Asimov nació en Petróvichi, Rusia, pero emigró con su familia a Estados Unidos cuando tenía 3 años. Durante su infancia y adolescencia, mostró un gran interés por la ciencia y la literatura, y comenzó a escribir sus propias historias de ciencia ficción a los 11 años.

Asimov estudió bioquímica en la Universidad de Columbia y obtuvo su doctorado en 1948. Mientras tanto, comenzó a publicar sus historias de ciencia ficción en revistas especializadas, y en 1950 publicó su primera novela, «Pebble in the Sky». A lo largo de su carrera, Asimov escribió cientos de cuentos y novelas de ciencia ficción, y se convirtió en uno de los autores más influyentes del género.  Además de su carrera como escritor de ciencia ficción, Asimov también se dedicó a la divulgación científica, y escribió numerosos libros y ensayos sobre temas científicos para el público general.

Asimov murió en Nueva York en 1992, a los 72 años, a causa de complicaciones derivadas del sida. Su legado como uno de los autores más importantes de la ciencia ficción y la divulgación científica continúa siendo celebrado en todo el mundo.

Mejores libros

Yo, robot (1950)

Trilogía de la Fundación (1951-1953)

El fin de la eternidad (1955)

 

En Espacio para escritura encontrarás los escritorios de los mejores novelistas de la literatura universal.  Los lugares que inspiraron a los mejores escritores. Para un escritor su lugar de creación es un reducto sagrado donde siente la energía necesaria para poder fluir su arte. Algunos buscan la tranquilidad adecuada para que broten las ideas, otros un lugar donde insuflarse de la vitalidad circundante. La luz, el tamaño del espacio, el soporte o mueble sobre el que apoyarse o el asiento, si lo hay, en el que acomodarse, son algunos de los aspectos que más influyen en la elección.

Estos espacios se convierten en santuarios que reproducen una serie de condiciones favorables para su creatividad y poder así dar forma a  sus mejores libros, tanto novelas como ensayos, poesía y teatro. En ocasiones, lugares concretos, como un despacho, un rincón en el salón, la cama, un atril o una caseta en el jardín. En otras, lugares genéricos, como bares, bibliotecas o habitaciones de hotel. Intentando aislarse del mundo o tratando de fundirse en la muchedumbre. Unos, buscando silencio y tranquilidad para concentrarse. Otros, en busca de ruido y barullo. Redactando en papel con pluma, lápiz o bolígrafo, o tecleando una máquina de escribir o el teclado de un ordenador. Iluminados por un chorro de luz exterior o al refugio de una lámpara o un candelabro, en la penumbra.

¿Estás buscando información sobre algún escritor famoso? En www.espaciodeescritura.com lo puedes encontrar. Hemos recopilado las mejores imágenes de escritoras y escritores ordenadas por países. En cada ficha de cada escritor puedes encontrar sus principales datos biográficos, así como su obra y bibliografía principal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *